Mostrando entradas con la etiqueta Arte. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta Arte. Mostrar todas las entradas

miércoles, 4 de mayo de 2016

Diez caballos en mitad de las leyendas

Hace unos cincuenta y cinco millones de años en América del Norte, durante el periodo que hoy conocemos como Eoceno, vivió una criatura que fue el origen de los actuales caballos, hablamos del Hyracotherium. Este pequeño animal media tan solo entre 20 y 40 centímetros de altura, con el paso inexorable de la evolución no tardó en triplicar su medida, en este proceso también perdió sus dedos hasta hacerse monodáctilo, el cual más tarde iría evolucionando y endureciéndose hasta convertirse en un casco. El salto evolutivo abarcó varias especies hasta llegar al Merychippus, el cambio en este animal fue más notable ya que al tener unos dientes con coronas bastante más altas, pudo variar su dieta y consumir alimentos algo más duros como es el caso de pequeñas ramas o las hojas más gruesas que antes no podía moler fácilmente. Así llegamos hasta el Pleshippus, el antecesor de lo que hoy conocemos como equinos. Durante el Paleolítico sirvieron de alimento, la presencia de estos animales se puede ligar a seres espirituales provocados por el estado alterado de conciencia en las teorías puramente chamánicas acerca del arte parietal, como es el caso de las pinturas de Lascaux. Durante el Neolítico hubo un descenso de la densidad evidente que había antes de que nuestros antecesores irrumpieran con la caza en el Paleolítico, ya que dicha actividad menguó considerablemente los ejemplares salvajes. Durante la Edad de Bronce se sabe que el uso del caballo fue a un nivel ya de animal domesticado, se han encontrado embocaduras de esa época, pero no está clara del todo la raíz de la domesticación. Quizás habría que enfocar desde un punto de vista concreto lo que entendemos por domesticar, si nos referimos a reunir en espacios reducidos a los animales, llevarlos en manadas o acercarnos a ellos, podríamos estar hablando de una muy temprana domesticación de mano de los recién llegados Homo Sapiens a Europa, aquellos que habitaron el Paleolítico Superior. Oficialmente el caballo comenzó a ser domesticado en Kazajistán, hace 36.000 años.


A partir de entonces los caballos han formado parte de leyendas, hazañas y de la historia, son cientos los nombres de equinos que nos encontramos en los libros, relatos plagados de héroes con cuatro patas que muchas veces juegan un papel francamente importante en las vidas de sus respectivos dueños. He intentado reunir en una lista de diez caballos los nombres propios de aquellos que yo considero los más importantes de la historia universal, pero muchos se han quedado fuera simplemente por no alargar este artículo eternamente, como es el caso de Rocinante (el caballo de Don Quijote de la Mancha) o de Palomo (fiel amigo de Simón Bolivar). Sobra decir que tampoco es posible reunir todas las leyendas en una sola página, como por ejemplo la de los caballos transilvanos o los que formaban las olas en algunos cuentos para ayudar a las sirenas a cautivar marineros.

  • Marengo
    Este maravilloso ejemplar de raza árabe nació en 1793, compartía cuadra con otros 130 congéneres, entre los que se encontraban Vizir y Blanco, dos de los favoritos que su amo, Napoleón Bonaparte. En el año 1799 Napoleón pidió que fuera traído desde la tierra de las pirámides hasta su amada Francia, su nombre le fue otorgado después de la batalla de Marengo en Julio de 1800. Después de ser capturado y vendido a un General, con él vivió hasta los treinta y ocho años. Fue un noble animal, herido hasta en ocho ocasiones, y ganando con creces su reputación ayudando a Bonaparte en gran parte de sus batallas, hoy podemos ver sus restos en el Museo Nacional de la Armada de Sandhurst (hay quien afirma que no se trata de esqueleto del verdadero Marengo).
  • Siete Leguas
    Fiel compañero del revolucionario Mexicano Pancho Villa. Realmente se sabe poco de esta yegua, lo que nos ha llegado es por medio de canciones y poco más. Pero son muchas las fotografías de Pancho junto a este ejemplar. Se dice que su nombre viene del recorrido que el animal podía llegar a realizar en un solo día, Villa estaba prendado de las cualidades de este animal, obediente y capaz de seguir a su dueño hasta el final.
  • Genitor
    Es bien conocida la enorme repercusión que tenían los augurios en el glorioso Imperio Romano, cualquier cosa que vaticinaban podía simbolizar el final de un periodo de calma y el renacer de la guerra, fruto de uno de estos vaticinios nació un profundo lazo entre Genitor y Julio César. El ejemplar nació en los establos del General, pero padecía una patología en sus patas que lo hacían tener varios dedos además de su casco, cosa que lejos de preocupar o causar reticencia en César, lo que hizo fue ser la raíz de una profecía por parte de los augures: el que montara a Genitor dominaría el mundo, ya que esta deformidad era una señal de los dioses. Desde entonces Julio César no se separó de él, construía estatuas en honor a los dioses para que ellos protegieran al caballo en la batalla, tanto es así que fue el que lo acompañó en la famosa Guerra de las Galias. Dicen que le puso el nombre en honor a su propio padre.
Marengo, Siete Leguas, Genitor y Othar
  • Othar
    Es una de las leyendas que más ha recorrido el mundo, Othar era el todo poderoso caballo de Atila, rey de los Hunos.
    Se trataba de un tarpán, ya extintos (podemos ver a estos animales en las representaciones de arte parietal en las cuevas de Lascaux) no se diferenciaban demasiado de los caballos actuales, pero eran más fuertes, su pelo más duro y su forma algo más robusta. La leyenda cuenta que donde Othar pisaba, jamás volvía a crecer la hierba. Se asocian más caballos con la figura de Atila, pero este que nombramos a transcendido persistentemente, cabe recordar que los hunos consideraban a los caballos un ser símbolo de adoración, así como una prolongación del propio ser humano, parte de su ser.
    Pero como lo que nos ha llegado en su mayoría son textos con tintes romanos, no podemos saber a ciencia cierta si aparte del chamanismo y los caballos, tenían deidades vinculadas con los equinos de manera directa. Lo que si sabemos es que no adornaban a sus caballos, era un animal sagrado y de hacer eso supondría una ofensa. 
  • Strategos
    Tesalia fue desde donde Aníbal Barca ordenó que trajeran al que sería el tercero de sus bravos caballos, desde ese instante le acompañaría en todas sus batallas. El cartaginés anhelaba tener en su poder un ejemplar de la talla de Bucéfalo (el caballo de Alejandro Magno) y se encargó de que este fuera de la misma región, pensando que las hazañas de Bucéfalo podrían estar acuñadas de alguna manera innata en su nueva adquisición. Se trataba de un caballo colosal, con un brillante pelo de color ébano, fuerte, muy musculado y extremadamente veloz.
    La presencia de Strategos fue crucial en el camino que Aníbal recorrió en los Alpes. Su nombre significa general en griego, pero también es conocido en algunos relatos como "el caballo de los Alpes".
Strategos, Janto y Balio, Incitatus
  • Janto y Balio
    Cuando se habla de uno, se habla del otro. Inmortales, inseparables, memorables, únicos, eran los aclamados corceles de Aquiles. Una de las versiones apunta que ambos descendían de Céfiro, el dios del viento del oeste y de la harpía Podarge, fue entonces cuando Peleo y Tetis contrajeron matrimonio y Poseidón se los entregó como regalo de bodas, más tarde llegarían a manos de Aquiles, pero otra versión dice que Janto fue un regalo de la diosa Atenea, siendo de esta manera el único caballo del héroe, y Balio tan solo el hombre que se encargaba de los caballos griegos, aunque con el tiempo y tras la cruenta batalla de Troya pudo ser que su nombre cobrara fuerza y se asociara al corcel. Cuentan que fueron los caballos que tiraron del cuerpo de Héctor, príncipe de Troya abatido por Aquiles en combate por vengar la muerte de Patroclo.
  • Incitatus
    Calígula, ese es el nombre del amo de Incitatus, un hermoso caballo hispano de los muchos que se importaban durante ese periodo, su nombre significa Impetuoso en latín. Se trataba de un caballo de carreras, violar la paz de su descanso suponía como castigo la pena de muerte. De todos cuantos caballos pueda nombrar en esta lista sin duda Incitatus fue el más consentido de todos ellos, hasta limites inimaginables. Se decía que Calígula era capaz de cualquier cosa por este animal, su primera caballeriza estaba hecha de mármol y marfil, más tarde pasó a una villa con una veintena de sirvientes solo para su cuidado. Su vestimenta era digna del más grande de los reyes de toda la historia, portaba collares de piedras preciosas, oro, y pernoctaba entre ropajes púrpuras (el tinte más caro, solo podía utilizarlo la familia Imperial). Su alimentación distaba mucho de la de los demás caballos, cualquier manjar de marisco, frutas, copos de oro, o vino eran parte fundamental de la dieta que Calígula le brindaba. Tanto llegó a perder la cabeza este hombre por su caballo, que le hizo contraer matrimonio con Penélope, una mujer de exuberante belleza que yacía con el animal cada noche.
  • Bucéfalo
    Posiblemente uno de los animales que más ha marcado la historia, siempre fiel al gran Alejandro Magno, un ejemplar realmente admirado aún con el largo caminar de los siglos. Su nombre hace referencia a la forma de su cabeza y significa cabeza de buey. Trece talentos fueron los que pagó el rey Filipo II de Macedonia por él, nació en Tesalia, pero el equino gozaba de una terquedad tremenda, nadie era capaz de domarlo o de acercarse a él. Un día Alejandro logró montarlo pero no le fue nada fácil, el animal no cesaba en el empeño de deshacerse de las intenciones que lo aguardaban en la mente del jinete, por lo que las coces aumentaban por segundos, entonces el muchacho hizo que el sol cegara momentáneamente a Bucéfalo y Alejandro pudo subirse en él, su padre quedo completamente asombrado. Otras versiones dan una explicación mucho más fantasiosa y poco real de la doma del animal, el cual durante el resto de su vida solo se dejaría montar por Alejandro Magno. Falleció en el año 326 a.c con treinta años. Si viajas a Pakistán, dicen que junto a Jhelum puedes pasear por la que un día fue la ciudad que fundó Alejandro en su honor, Alejandría Bucéfala.
  • Babieca
    Rodrigo Díaz, el Cid Campeador poseía uno de los caballos más bellos que ha pisado nuestra historia, el nombre hace referencia a un episodio de la infancia de Rodrigo, donde le dan a escoger un caballo y su elección parece que no termina de ser muy acertada por lo que le dicen algo como "¡Babieca escogiste mal!", esta palabra no significa más que tonto o necio, pero ese fue el nombre que le puso al caballo. La verdad que aquí la información es muy confusa, la recibimos de varias fuentes y todas ellas a medio completar a primera vista o con versiones dispersas, algunos cuentan que es un trofeo de guerra después de vencer en Sevilla, y otras fuentes apuntan a que fue comprado por mil linares, el caso es que todas las informaciones coinciden en la bravura de este animal, así como en su porte fuerte y sobrecogedor.
    La tumba de Babieca es toda una leyenda, dicen que después de la muerte de su amo el animal jamás volvió a ser adoptado, quedó sumido en una profunda tristeza que se cobró su vida dos años después, falleciendo a los cuarenta años. Parece ser que todo apunta que Babieca fue enterrado en el Monasterio de San pedro de Cardeña, en el año 1949 el Duque de Alba financió unas excavaciones centrándose principalmente en el terreno que desfila frente a la fachada principal, pero no obtuvieron resultados sobre el paradero del caballo.
  • Pegaso
    Sin él mi vida no habría sido la misma, desde que tengo uso de razón recuerdo una devoción y un amor entrañable por este caballo, blanco, puro, alado, simplemente mágico. Con él en mi mente creaba mil y una historias, las escribía en una libreta que aún conservo. Pegaso inspiró al Islam para la creación de Buraq. Aunque hoy en día se representa a este caballo conducido por Perseo para salvar la vida de Andrómeda, los orígenes de la mitología sitúan su nacimiento en el instante en que Perseo corta la cabeza de Medusa, de esa sangre derramada nace el corcel. Belerofonte si que utilizó un caballo alado para luchar contra la Quimera, por lo que se piensa que fue el que acompañó al héroe y más tarde ocupó un lugar privilegiado entre los dioses, el único de los caballos alados que compartía las delicias del Olimpo con ellos.
Bucéfalo, Babieca y Pegaso

miércoles, 13 de abril de 2016

Altamira, la película

Antes de comenzar a plasmar mi humilde opinión sobre la película "Altamira", me gustaría que nos tomáramos unos minutos para desmenuzar y aclarar el concepto y la repercusión de las críticas de cine. Tal y como podéis observar, yo he utilizado el término opinión y no crítica para resaltar el fin de este artículo ¿acaso no es esto una crítica? no, está claro que no, primero porque no es mi campo profesional y segundo porque las considero un verdadero sin sentido que solo se utiliza para hundir las carreras tanto de actores como de directores, algo que puede incluso influir en la decisión personal de ir al cine o no tan solo por leer una de estas lamentables y venenosas críticas. Este año se han estrenado varias películas con tintes sumamente mediáticos, como es el caso de Batman Vs. Superman: El amanecer de la justicia, El renacido o Dioses de Egipto, esto ha llevado a que aquellos que se hacen llamar críticos de cine tengan una carnaza abundante para sus hazañas profesionales convertidas en ridículas cartas a los reyes magos y publicadas en cualquier revista (con prestigio o no es lo de menos, son los mismos pensadores en todas ellas), me gustaría saber en qué se basa uno de estos críticos cuando destripa una película de muy alto presupuesto con grandes actores o lo que es aún peor, una de bajo presupuesto que posiblemente sea el sueño de un valiente e ilusionado emprendedor, para sacar defectos donde no los hay y calificar la película de malísima y soporífera. Lo primero es que a cada ser humano nos toca el corazón una cosa diferente, partiendo de ahí a mi por ejemplo Star Wars: El despertar de la fuerza, me ha parecido una película vacía, sin trama y con papeles forzados, pero es MI opinión, para mi es así, no quiere decir que esa sea la esencia principal de la película ¡claro que no! es simplemente lo que yo opino porque es lo que a mi me transmite, pero seguramente el 50% de personas que lean este artículo no estarán de acuerdo, por ello es tan solo una opinión personal, cada uno se motiva o se entretiene con un género y nadie tiene derecho a decir que su opinión cuenta más que la de los demás, y mucho menos a condicionar la ruina cinematográfica simplemente por publicar un artículo y que la gente sin personalidad alguna se deje llevar por ello.

Una vez dicho esto, emprendamos nuestro viaje hacia Altamira (aunque más adelante necesitaré volver a citar este incómodo tema). Marcelino Sanz de Sautuola y Pedrueca junto con su hija María fueron los descubridores de la asombrosa sala de polícromos que forman el corazón palpitante de las cuevas de Altamira en Santillana del Mar, Cantabria. Todo comenzó en el año 1868 cuando Modesto Cubillas, un pastor de la zona, descubrió la entrada a la cueva y se lo comunicó a Marcelino, el cual no pisó la cueva hasta el año 1875, fue a su regreso de la Exposición Universal celebrada en París cuando su mentalidad había cambiado por completo y decidió comenzar su propia investigación en las cuevas que colindaban con su hogar, incluyendo Altamira, es entonces cuando su hija María descubre la sala de polícromos y sus increíbles bisontes, salía a la luz la Capilla Sixtina del Paleolítico.
Para poder hablar de la película es completamente necesario hacer referencia a la historia, ya que es una de las pocas veces que veo reflejada la historia auténtica sin adornos ni invenciones, de manera correcta y cuidadosamente al detalle en una adaptación cinematográfica, nada más comenzar podemos observar al bastión de la ciencia resguardandose como puede de las arremetidas eclesiásticas, desde el principio de los tiempos religiosos y científicos han estado sumidos en una peligrosa batalla verbal, de principios y fe que una vez abierto un debate raramente se puede apaciguar a alguna de las dos partes, es una herida constante que Hugh Hudson (el director) se ha encargado de dejar clara, la verdad que yo considero que es algo importante a destacar ya que hoy por hoy existe gente que sigue creyendo en las tretas de la iglesia para desprestigiar ilógicamente a la ciencia.
Otra parte importante es el papel en el que han encajado (con calzador) a Golshifteh Farahani, le dan un protagonismo casi superior que a Banderas con el rol del mismísimo Marcelino (su esposo), es una actriz a la cual el papel le viene grande, no me transmitió nada absolutamente en cada una de sus apariciones, una cara inexpresiva, lánguida, completamente apagada y fuera de contexto, es cierto que juega con un papel al cual se le han muerto dos niños, una mujer amargada y con una eterna (y más que visible) tristeza, tanto que en cada aparición el interés por la escena disminuye considerablemente y ya sabiendo que estamos en España, no tengo lugar a dudas que el papel se lo deberían de haber dado a una de las muchas actrices que tenemos en nuestro país, no me encajan sus rasgos con los de una española ni tampoco al lado de Antonio Banderas, es la única pega que le veo a la película a simple vista, el poco acierto con la actriz a mi parecer, claro. Las escenas, ambientación, detalles, fotografía y reparto son una coordinación perfecta, realmente viajas a las cuevas.

Algo que he observado y de lo cual estoy muy sorprendida, es que la película tiene un abanico de principios tangibles de principio a fin, esto llevo sin verlo en el cine mucho, muchísimo tiempo. Además tratan de enseñarte las dos caras de los principios morales, aquellos puros e inquebrantables y los hipócritas, maliciosos y lúgubres, a cada personaje se le ha sido otorgado un patrón muy concreto, diría que cada personalidad está diseñada minuciosamente para aportar algo al espectador, en el caso de Marcelino Sanz de Sautuola nos encontramos con un hombre honesto, tranquilo pero con algunos demonios interiores, padre, esposo, fiel, con tintes inocentes, gotas de amargura que trata de disolver constantemente por su hija María y una gran fuerza de perseveranza. Tal y como lo muestran a él, podemos ver nítidamente los entresijos de cada uno de los habitantes de aquella Francia y de Cantabria. Insisto en la contrariedad de principios, la película refleja a la perfección ese nefasto punto en el que la humanidad sigue sin avanzar desde aquel 1868. ¿Razones por las cuales volvería a ver Altamira?

  • La perfecta conexión entre padre e hija: Creo que entre Marcelino y María podemos ver la relación perfecta, no existe nada negativo entre ellos, es como un padre debe ser con su hija. Vemos a un hombre entregado a la ciencia, pero también a su familia, cuidando de ellos hasta el final. Hay una escena concretamente en la que Banderas baila con la niña frente a un ventanal, que sin decir nada se dice todo, padre e hija, sin más. Ver este tema en el cine es un punto favorable para padres e hijos, donde un vínculo a ese nivel te puede forjar una buena reflexión.
  • El acercamiento de Altamira a los más pequeños de la casa: Mucha gente autora de las "fabulosas" críticas que he comentado antes se ha cebado en decir que la niña tiene demasiado protagonismo y que llegaba a resultar absurdo, así como catalogar de "Jumanji" algunas escenas en las que los bisontes cobran vida en los sueños de María ¿nadie ha pensado que es una manera de encandilar a los niños con las cuevas? para mi es magia, y encaja en toda película enfocada a todos los públicos y buscando la prosperidad de la enseñanza, creo que María, sus sueños y los espectaculares bisontes están perfectamente ubicados.
  • La sublime interpretación de Antonio Banderas: Vemos a un actor más maduro, construido pieza por pieza y la verdad que eso se nota claramente, sobre todo en las escenas más emotivas, pero también en las que debe aguantar el temple y en la cara refleja un sin fin de matices para dejarnos ver la elegancia de Marcelino frente a los científicos.
  • Los paisajes: Amo España con todo mi corazón, y vivo enamorada de sus paisajes, esta película nos brinda la posibilidad de conocer un poco más el entorno de la cueva y nos empuja a darnos cuenta de lo maravillosamente bella que es nuestra España, a veces solo con reflexionar un poco nos damos cuenta que no es necesario salir por ahí fuera y gastar una verdadera fortuna en viajes que tal vez ni si quiera nos convezcan del todo, nuestro país es muy bello.
  • Relación historia-adaptación: Un diez, sin más.


Por último, me gustaría retomar el principio de este artículo y destacar algunas publicaciones que se han hecho en periódicos bastante importantes de nuestro país (¡ojo! película que habla de España mordida por críticos españoles).
El Confidencial: "'Jumanji' en Altamira financiado por los Botín", " 'Altamira' representará siempre para Cantabria lo que 'Volver a empezar', de Garci, significó para Asturias: un videoclip promocional con dudosa consistencia narrativa".
Fotogramas: "La película de Hudson es plana, académica, sin vuelo creativo. Pero, al mismo tiempo, profesional, solvente dentro de sus limitaciones".
¡A ver si lo he entendido! Como de Sanz de Sautuola desciende la familia Botín (Emilio Botín es el fundador del Banco Santander, y Lucrecia Botín se ha ocupado personalmente de colaborar con esta película) pues ya es una basura, no hay ni que ir a verla, yo de verdad que nunca entenderé por qué las personas en vez de hablar solo tienden a escupir veneno, sin entrar a valorar el fabuloso valor histórico que aporta esta obra y ya sin mencionar la importancia de María y su hallazgo. He estado leyendo que la película ha sido una ruina en taquilla, y la verdad que no me extraña nada, es más diría que es lo normal, en un país donde se consiente que Telecinco siga emitiendo basura diariamente, donde mucha gente no sabe lo que es Altamira pero si lo que es cualquier programa deplorable de prensa rosa, esto es España, donde la incultura se abre camino a pasos agigantados y los libros parecen ser los mayores causantes de las alergias, he llegado a leer opiniones en las que acusan a Marcelino de atribuirse el descubrimiento de la cueva y que según ellos, el verdadero descubridor fue el pastor, ¡claro! si aquí lo que se le atribuye a María (no a su padre) es el descubrimiento de la sala de polícromos, no de la cueva. En conclusión, la gente no sabe ni lo que va a ver al cine, hacen una película de uno de nuestros mayores tesoros y qué hacemos, pues criticas destructivas sin tener en cuenta que se ha hecho en inglés para que pueda llegar a más gente o que no hay escenas a lo Star Wars porque simplemente la historia real es el más bello de los guiones. Gracias al equipo de esta película por darnos la oportunidad de soñar con Altamira desde nuestra butaca.

lunes, 1 de septiembre de 2014

Hércules y sus doce trabajos

Alceo sembró la antigüedad de leyendas, mitos y proezas, hijo del mismísimo Zeus, el cual sedujo a la reina Alcmena tomando la apariencia de su marido, fruto de ese engaño nació Alceo.
Pasada su adolescencia Apolo, le otorgó otro nombre, uno que se anclaría entre tempestades, desiertos y mares evitando el deterioro de los años y conservándose en el s. XXI intacto, Hércules.
Dicho nombre hace referencia al héroe como siervo de Hera, diosa que lo odiaba por la infidelidad de Zeus, más concretamente significaba Gloria de Hera. Aunque también sería conocido como Heracles.

La temible esposa de Zeus lo detestaba con todas sus fuerzas y no dudaba ni un instante en perjudicar en todo lo que podía al joven.
Es en una de estas ocasiones cuando Hera haciendo gala de ese profundo odio, administra a Hércules en la bebida una terrible sustancia que lo conduce a la locura extrema, llega a tal magnitud que el semidiós mata a su mujer y a sus hijos.
Cuando vuelve en si, no puede creer lo que ha hecho, la culpabilidad y el dolor desgarran el corazón y el alma de Hércules, se exilia a las montañas, sufre su agonía sentimental día tras día.
Se da las gracias a la perseverancia de su hermano Ificles el hecho de que Hércules acuda al Oráculo de Delfos para buscar el camino a la salvación de la locura.
Es así como le otorgan un castigo ejemplar para limpiar su conciencia, bajo las órdenes de la persona que le ha robado el acceso al reinado de Argólida, el rey Euristeo, deberá realizar 10 trabajos.
Pero no contenta con ello, Hera, con sus malas artes consigue que dos de ellos sean invalidados, así nacen los doce hechos que marcaron la antigüedad, así nace una leyenda, Hércules.

Hércules y el león de Nemea (Köllnischer Park, Berlin)

1) Vencer al León de Nemea 
La fiera sembraba el terror cada noche en Nemea, su piel era indestructible y su ferocidad se cobraba vidas sin cesar, ninguna de las armas que Hércules tenía sirvió para vencer al león. Entonces recurrió a su ingenio, la cueva del animal tenía dos lugares de acceso, destruyó uno de ellos y acorraló al león hasta que pudo estrangularlo, para dar testimonio de su hazaña se valió de las garras de aquel ser ya muerto y le arrancó la piel. Hércules se la puso a modo de coraza, nada podía atravesarla.

2) Dar muerte a la Hidra de Lerna
Cuentan que debajo del lago de Lerna (en el golfo de Argólida) había una puerta al inframundo, este lugar estaba custodiado por la Hidra, un misterioso y terrorífico animal que moraba en las aguas y poseía un número de cabezas que ha variado en los diferentes textos que nos hablan de ella. Su aliento de fuego con azufre hacía de aquella monstruosidad un arma letal del lago de Lerna.
Al cortar alguna de sus cabezas, muchas más crecían en su lugar, multiplicando su fuerza.
Hércules fue cortándolas y su sobrino Yolao sellando las decapitaciones con fuego, así no saldrían más cabezas. De esta manera Hércules mató a la Hidra.
Su sangre era un veneno letal, al caer al suelo de ella nacían escorpiones y toda clase de animales dañinos, él la aprovecho para impregnar la punta de sus flechas. A causa de la ayuda de su sobrino el trabajo quedó invalidado.

3) Apresar viva la Cierva de Cerine
Una de las ciervas del tamaño de un buey que Artemisa tenía consagradas, veloz, con la cornamenta de oro y las pezuñas de bronce.
Un año estuvo Hércules detrás del animal, hasta que cuando paró a beber agua pudo unir sus patas mediante una flecha que atravesó sus tendones sin derramar su sangre, la cual se trataba de un veneno puro, letal y temible.

4) Capturar vivo al Jabalí de Erimanto
De una magnitud inimaginable, así era este animal, solo se alimentaba de hombres, era capaz de causar el mayor de los desastres naturales (así como terremotos, grietas en el suelo, y un sin fin de daños a la naturaleza). Para capturarlo, Hércules corrió tras él tan solo medio día y con una cadena que le proporcionó Atenea lo atrapó y lo llevó en sus hombros hasta el rey.

5) Limpiar los establos de Augías
Inmensos y repletos de excrementos, nunca habían sido limpiados.
Pero el rey Augías intentó reírse de Hércules ofreciéndole una parte de su rebaño si conseguía limpiarlos.
El héroe desvió el cauce de los ríos Alfeo y Peneo, los establos quedaron relucientes.
Pero Euristeo puso como excusa la apuesta, para alegar que el trabajo no había sido para él y como el de la Hidra quedó invalidado.

6) Matar a los Pájaros del Estínfalo
De bronce, de ese material eran las garras, el pico y las plumas de estas a aves medio carnívoras que habitaban las proximidades del lago de Estínfalo.
Esta vez también Atenea media entre el éxito y Hércules, ante la imposibilidad de poder cogerlos en el aire, la diosa entrega a Hércules un cascabel.
Al agitarlo todos los pájaros huyen para no volver a verse por allí jamás.

7) Capturar al Toro de Creta
Fruto de mar, sacado por Poseidón de sus aguas para que el rey Minos lo sacrificara en su honor.
Pero el soberano de Creta vencido por su codicia y asombrado por su belleza rehusó matar al animal y lo integró entre las filas de su rebaño como semental. El dios hizo que la reina concibiera un hijo con el toro como castigo, así nació el minotauro.
Después Poseidón privó al toro de la cordura, Hércules haciendo uso de su fuerza finalizó el trabajo y venció portándolo a hombros, aunque sería Teseo el que le diera muerte algún tiempo después.

8) Robarle las Yeguas a Diomedes
Estas yeguas se alimentaban de carne humana, cuando Diomedes atacó a Hércules para defenderse, éste lo mató y entregó su cadáver a los animales, después de comérselo se volvieron mansas y él pudo llevarlas hasta el rey.
De estas yeguas desciende Bucéfalo, el caballo del gran Alejandro Magno.

9) Robar el cinturón de Hipólita
El cinturón mágico, fue un regalo de su amado padre. Este trabajo fue pedido por la hija de Euristeo.
Hércules solo tuvo que enamorarla y ella se lo entregó, pero también cuentan en otra versión que lo obtuvo raptando a su hermana y pidiéndolo como rescate.

10) Robarle el ganado a Gerión
Tres eran los cuerpos que formaban la totalidad de este ser, poseía un esplendoroso rebaño de vacas rojas y bueyes, el cual estaba custodiado por su perro Ortro (hermano de Can Cerbero).
Hércules mato al perro, al pastor y finalmente a Gerión con una de las flechas impregnadas en la sangre de la Hidra.

11) Las manzanas del jardín de las Hespérides
En algunas versiones cuentan que Hércules fue ayudado por Altas en este trabajo, pero las codiciadas manzanas de oro fueron robadas por Hércules tras vencer a su guardián, un colosal dragón de varias cabezas, Ladón.
Dicho jardín solo poseía manzanos cuyo fruto otorgaban la inmortalidad, estaba consagrado a Hera, ya que procedía de un regalo de su boda con Zeus.
Por lo que después de llevarlas ante el rey, Atenea las devolvió a su lugar.

12) Apresar a Can Cerbero 
Ningún vivo entraba y ningún muerto salía, esta era la misión del enorme perro de tres cabezas (veltesta, tretesta y drittesta) y cola de serpiente. Guardaba las puertas del inframundo.
Amado por su dueño Hades, y temido por cuantos sabían de su existencia.
Existen varias versiones de este trabajo, pero la más utilizada es en la que Hércules llega a un trato con Hades, si trata bien a Can Cerbero se lo dejará, y así es como al ser amable con el perro Can Cerbero cede y camina junto a Hércules.


Hércules y Can Cerbero (Pedro Pablo Rubens)


domingo, 28 de julio de 2013

La flauta en la Mitología

La historia de Perseo y Medusa ha inspirado cientos de textos, películas y creaciones.
Pero entre las líneas de ese épico enfrentamiento, se encuentra el nacimiento de la flauta en la Mitología.

Cuentan que Medusa era la única mortal de las tres gorgonas, en los restos de vasijas y representaciones que se han encontrado se representan las gorgonas de manera monstruosa.
Pero el poeta romano Ovidio (43 a.C - 17 d.C) comenzó a imaginar a Medusa como una doncella de belleza sin igual.
Se dice que fue castigada por Atenea, la ira de la diosa se desató cuando Poseidón forzó a Medusa en el templo de Atenea, donde ella era sacerdotisa.
La transformó en un ser temible, con las serpientes como parte de su cuerpo, y con la capacidad de convertir en piedra a cualquiera que la mirara.

Cuando Perseo decapitó a Medusa mandado por el rey de Sérifos, las serpientes que arropaban a las otras dos gorgonas comenzaron a llorar, dicen que Atenea cogió un junco e imitó el sonido de aquellos reptiles.
De esa manera nació la flauta según la mitología.



Perseo de Benvenuto Cellini, 1554




Las huellas de la tierra

jueves, 2 de agosto de 2012

Las etiquetas del rey Escorpión ¿La 1º escritura del mundo?

Las etiquetas encontradas en el suelo de la tumba del rey Escorpión, están repletas de distintos dibujos que nos recuerdan al arte prehistórico.
Árboles, pájaros, montañas... toda clase de representaciones dibujan de manera sorprendente los pequeños pero grandiosos hallazgos de la tumba.



Estamos hablando de lo que podría ser la escritura más antigua del mundo.
No se sabe para que fueron realizadas, tal vez para identificar los tributos e impuestos de cada región conquistada.
¿Podrían formar parte de las vasijas encontradas en una de las cámaras de la tumba del soberano Escorpión?

La prueba del carbono 14 nos desvela que las etiquetas datan entorno al 3250 a.c.
Actualmente se cree que la escritura nació en el 3000 a.c en Mesopotamia, sobre arcilla fresca.
Introdujeron la escritura en Egipto en la I dinastía y los egipcios transformaron el alfabeto cuneiforme en los conocidos jeroglíficos.

Si nos basamos en la escritura de las etiquetas, cabe la posibilidad de que la escritura egipcia naciera al margen de la de Mesopotamia.

Si utilizamos la lectura de los jeroglíficos como guía en la etiqueta del elefante se podría leer Abidos:



En esta otra podríamos leer montañas de la oscuridad, y a continuación montañas de la luz del sol:




¿Qué significa? justamente describe el paisaje que rodea la tumba del rey Escorpión.
Hablan de las montañas que rodean el descanso eterno del soberano,  más concretamente el nacimiento y la puesta del sol.
Ra, el dios sol.
No es una casualidad, realmente sabían lo que querían plasmar... estaban escribiendo.






viernes, 13 de julio de 2012

Aristóteles contemplando el busto de Homero, Rembrandt

Desde el 15 de Noviembre de 1961 el Museo Metropolitano de Arte de New York, alberga una de las más brillantes obras de Rembrandt.

Esta obra maestra fue realizada por el pintor para el noble Antonio Ruffo en 1653.
El siciliano recompensó el trabajo de Rembrandt con 500 florines.

Este cuadro es un guiño a lo más grande, profundo y brillante de la Grecia antigua.

Aristóteles preside el lienzo de 143,5 cm de alto y 136,5 cm de ancho.
Por su parte Homero toma fuerza bajo la luz tenue que baña la figura de la más inmensa sabiduría.




Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...